0

Preguntas frecuentes sobre la Semana Santa

La emblemática Semana Santa española está a la vuelta de la esquina. Son días de gran ceremonia y solemnidad; pero también de muchas preguntas.

Aunque según algunos parte del encanto de estas fechas esté en su carácter misterioso y críptico, casi iniciático, hay dudas que nos vienen a la mente y creemos que necesitan una respuesta para que comprendamos mejor este fenómeno que tanta fascina a nuestros visitantes. Tras preguntar a varios alumnos aquí tenemos las cuestiones más frecuentes respecto a la Semana Santa.

¿Por qué la fecha de la Semana Santa cambia cada año? Esto se debe a que su celebración se ciñe al calendario lunar. La noche en la que los judíos lograron abandonar Egipto había luna llena. Así, tendría lugar el 15 del mes hebreo de Nisan (recordemos que el calendario hebreo se rige por las fases de la luna). Jesús habría celebrado su última cena precisamente la noche de la Pascua judía; de esta manera, debido a la movilidad del calendario lunar respecto al que usamos hoy en día, creado a partir del calendario romano solar -o juliano-, la fecha es cambiante. Actualmente para simplificar las cuentas se considera que el domingo de la Pascua de Resurrección, cristiana, es el siguiente a la primera luna llena que sigue al equinoccio de la primavera en el hemisferio norte.

¿Desde cuándo se celebra? No os preocupéis si la pauta antes dicha os resulta complicada; también lo era para los primeros cristianos. Prácticamente cada congregación establecía sus cálculos, por lo que se hizo preciso unificar criterios. Esto ocurrió durante el Concilio de Nicea del año 325, pero la recomendación no fue aceptada por las diversas iglesias del mundo hasta el año 525.

Procesión

¿Cuál es la Semana Santa más antigua de España? La Semana Santa española cuyos eventos están más prontamente recogidos es la de Medina del Campo (Zamora). Los registros más antiguos que tratan el tema de la celebración datan de 1411. Por aquella época ya se celebraba de una manera muy semejante a la de hoy.

¿Por qué se celebran las procesiones? Las procesiones no se dan solamente en el ámbito cristiano. En las civilizaciones antiguas ya se organizaban como una manera de adorar públicamente a determinados dioses. Los primeros cristianos adaptarían su costumbre primero al llevar a los mártires por las calles y después representando el camino que recorrió Jesús de camino al monte en el que sería crucificado. Curiosamente se cita que en la ciudad romana de Itálica (en Sevilla) ya se llevaba en procesión una imagen de la diosa Isis.

Imagen de Cristo en procesión

Imagen de Cristo en procesión

¿Por qué se usan tantas tallas y esculturas? En una época en la que poca gente sabía leer las tallas de diferentes cristos y vírgenes servían para explicar distintos episodios evangélicos, especialmente los de la Pasión. Sabiendo esto podríamos decir que en una procesión podemos ver un momento en concreto de la vida de Jesús. Con el paso de tiempo estas tallas cobrarían protagonismo por si mismas generando la devoción de las diversas cofradías.

¿Por qué los penitentes van cubiertos por un capirote? El capirote es ese sombrero cónico con una máscara que cubre la cabeza de muchos penitentes españoles en las procesiones. No se sabe con certeza el porqué de esta prenda, aunque hay dos teorías mayoritarias: unos piensan que los gorros picudos representan el alma de los creyentes que suben a los cielos y la máscara el hecho de que, para Dios, todos somos iguales. Otros creen que es una reminiscencia de la época de la Inquisición, que obligaba a muchos pecadores a desfilar por las calles llevando una prenda llamada “sambenito” muy similar a los hábitos de los penitentes de hoy.

Bueno, no todos los cofrades van con capirotes...

Bueno, no todos los cofrades van con capirotes...


¿Por qué no se puede comer carne? La respuesta sencilla sería “porque la carne roja representa el cuerpo de Cristo crucificado”; pero nos hemos encontrado con una historia más interesante de lo cabía esperar. El Concilio de Jerusalén (en el año 70) estableció que durante estos días y de acuerdo al Nuevo Testamento la “abstinencia de cosas sacrificadas a los ídolos y de sangre y de cosas estranguladas ” (Hechos, 15, 29) casi como decisión política debido a si había que seguir los ritos hebreos en el seno de la nueva Iglesia. Por otra parte, actualmente las congregaciones españolas lo explican de una manera casi filosófica: la carne es una especie de símbolo de aquellos deseos a los que renunciamos para elevar nuestro espíritu.
Bandeja de torrijas

Bandeja de torrijas

¿Por qué los dulces españoles típicos de esta época son tan “pesados”? Hagamos un rápido repaso a la repostería típica de estas fechas: torrijas (pan mojado en leche frito), pestiños (hojaldre frito con miel o azúcar), buñuelos (bolas de harina frita), monas de pascua tradicionales (pasteles horneados con un huevo)… todas estas especialidades son contundentes y calóricas; pero también de las más antiguas. Sí, ambas cosas tienen que ver: en el tiempo en el que fueron creadas la Semana Santa era una época de estricta abstinencia, lo que suponía que apenas se comía algo en todo el día, así que había que consumir alimentos que no se saltasen las prohibiciones y que, además, llenasen el estómago toda la jornada. ¿Y qué mejor que dorados pasteles horneados o fritos mojados en miel o azúcar?

Estas son las respuestas a aquellas preguntas sobre estas fechas que nos rondan la cabeza. Os decimos la verdad: no son solamente cuestiones que intriguen a visitantes extranjeros, también a los propios españoles. Así que siempre podéis quedar como grandes expertos cuando asistáis a los festejos. ¡Ah! Y si queréis saber más cosas sobre la Semana Santa española no dudéis en preguntarle a Internet, hallaréis datos muy interesantes.

Leave a Reply

Protected by WP Anti Spam

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.

  • get a free enforex brochure

Remember Me

Lost your password?

[x] close
Powered by WordPress Lab